Miguel Ángel Canay traslada su pasión por la ingeniería aeroespacial a jóvenes estudiantes de Bachillerato de Ciencias

  • El diseñador del satélite Cheops de la ESA les muestra las aplicaciones más prácticas de las Matemáticas a la creación de diferentes ingenios humanos

El ingeniero aeronáutico Miguel Ángel Canay ha impartido esta semana una interesante y más que didáctica charla al alumnado del Bachillerato de Ciencias del IES ‘Alonso Quijano’ de Argamasilla de Calatrava.

La intervención resultó muy motivadora para que los estudiantes se decidan por la disciplina de las Matemáticas y su aplicabilidad práctica a proyectos como los que este gallego, afincando en la población rabanera, desarrolla para la industria aeroespacial.

Su mayor exponente hasta la fecha, al menos para el gran público, es el haber diseñado el satélite Cheops de la Agencia Espacial Europea (ESA) que va a explorar, durante los próximos tres años, los planetas situados más allá del Sistema Solar.

Este gallego afincado en la localidad rabanera se dedica, desde que acabó la carrera, al diseño y cálculo de estructuras de satélites y en los últimos ocho años, en un escalafón más alto, como es el de la arquitectura mecánica de vehículos espaciales.

Se trata de la disciplina encargada de hacer acomodación interna de los subsistemas de un satélite y asegurar su compatibilidad con vibraciones, cargas que se producen durante los lanzamientos, requisitos de estabilidad, de apuntamiento, etcétera.

Como reconoce este afable vecino de adopción, “la ingeniería de vehículos espaciales es apasionante, porque muchas veces nos encontramos con que lo que existe no nos llega y tenemos que desarrollar cosas nuevas y enfrentarnos a retos tecnológicos”.

Entusiasmo que se mostró encantado de transmitir a los jóvenes bachilleres rabaneros de Ciencias, en un momento clave en su trayectoria educativa puesto que, de continuarla, han de decidir la carrera universitaria a seguir una vez acaben el Instituto.

Desde el Ayuntamiento de Argamasilla de Calatrava, los ediles que acompañaron en esta destacada cita, Ana Belén Sáez y Sergio Gijón, agradecieron la contribución que en este sentido realizaba el ingeniero aeroespacial.

También al propio centro y a su director, Luis López, por haber dispuesto todo lo necesario para que el invitado pudiera expresar también con métodos audiovisuales las aplicaciones más prácticas de la ingeniería y la ciencia matemática.