El Ayuntamiento suspende el pago de diferentes tasas a hosteleros, empresarios, autónomos y resto de ciudadanía

  • La propuesta del equipo de Gobierno, respaldada por la unanimidad del Pleno
  • La alcaldesa confía en que éstas y otras medidas impulsen la economía local

El Ayuntamiento de Argamasilla de Calatrava está tomando esta semana importantes decisiones de apoyo a la economía de la localidad, con el fin de procurar su impulso en el actual contexto de crisis económica desencadenada por el COVID-19, que ha causado cierres temporales y paralización de actividad en diferentes sectores.

Para paliar estas consecuencias y procurar mantener la actividad y el empleo, buscando amortiguar la reducción drástica de ingresos en distintos ámbitos productivos de la población, el equipo de Gobierno y su grupo municipal socialista planteaba a la Corporación en Pleno modificaciones de diferentes tasas.

En concreto, las relativas a la ocupación de terrenos de uso público, con mesas y sillas con finalidad lucrativa; la de licencia o comunicación de apertura de establecimientos, instalaciones y actividades; y la de ocupación de terrenos de uso público con mercancías, materiales de construcción, escombros, vallas, puntales, asnillas, andamios y otras instalaciones análogas.

En todas ellas, se aprobó por unanimidad de todos los grupos, añadir una disposición transitoria por la que se deja en suspensión estas tasas lo que resta del año 2020, por lo que los hosteleros, empresarios, autónomos y vecinos no pagarán nada por estos respectivos conceptos una vez se publique su aprobación definitiva en el BOP.

“Somos conscientes de lo que muchos de nuestros empresarios y autónomos están luchando por mantener operativos sus medios de vida, careciendo de ingresos pero asumiendo gastos que, en los que nos corresponden como Ayuntamiento, teníamos que exonerarles todo lo posible para aliviarles de alguna manera en la actual tesitura”, explica la alcaldesa Jacinta Monroy.

Asimismo, desde la Concejalía de Promoción Empresarial se está informando, incluso en algunos casos tramitando, a todos los empresarios y autónomos de las líneas de ayuda económica que tanto la Junta de Comunidades como el Gobierno de la nación vienen impulsando con motivo de la pandemia y el estado de alarma.

Medidas que, en materia fiscal, vienen a sumarse a las que en materia social ha venido aplicando el Ayuntamiento rabanero, así como dotación de EPI’s, mascarillas, etc, a los comercios que han permanecido abiertos, Centro de Salud, residencia, servicios de emergencia, Policía Local y Guardia Civil, o el reparto de mascarillas a toda la población incluida las mascarillas infantiles